Bronca en Rusia: La final de la Champions League se muda a Wembley

La UEFA considera mover la final de la Champions League de San Petersburgo el 28 de Mayo, debido al conflicto entre Ucrania y Rusia. Boris Johnson, primer ministro de Inglaterra ha dispuesto de que se haga la final en Wembley, luego de señalar que Rusia ya no debería de albergar eventos importantes como la Champions.

La siete veces casa de la final mas importante a nivel de clubes en Europa se perfila como candidata numero uno entre los grandes Estadios, más aún si dos equipos ingleses la jugasen, como en la pasada edición (en la que el Chelsea derrotó 1-0 al Manchester City).

La ciudad que albergue la final de la Champions recibirá unos 72 millones de euros, y en la actualidad, la UEFA espera al posible accionar por parte de Vladimir Putin, presidente de Rusia, que en caso de seguir adelante y cumplir su amenaza, si continúan las agresiones entre el ejército ucraniano y los separatistas (apoyados por Moscú desde 2014) Rusia culpará de ello a Kiev y el este europeo quedaría a un paso de un conflicto armado a gran escala, lo que lo dejaría lejos de poder organizar un evento de tal relevancia.

UEFA sigue de cerca la crisis entre Rusia y Ucrania con el objetivo de poder elaborar un plan de contingencia en caso de necesitarlo, aunque ha desmentido la confirmacion en el cambio de Sede, luego de afirmar desde las Redes que «están monitoreando constantemente y de cerca la situación en Ucrania y Rusia, pero en la actualidad no hay planes para cambiar el escenario de la final».

La final de la temporada pasada había cambiado de Estambul a Oporto solo tres semanas antes de que se dispute, debido a que la ciudad turca fue incluida en la lista roja de COVID 19, lo que suponía que los aficionados no iban a poder asistir.