El incierto futuro de los españoles en PSG

Ni Pablo Sarabia ni Juan Bernat ni siquiera el recién llegado Carlos Soler pueden mirar al futuro con cierta tranquilidad. Todos ellos juegan un papel secundario en el París Saint-Germain y su continuidad en el club no puede darse por garantizada.
El París Saint-Germain arrancó la temporada 2022-2023 con seis españoles en sus filas. A día de hoy, solo dos de ellos, el central Sergio Ramos y el centrocampista Fabián Ruiz, parecen gozar de la plena confianza del técnico del cuadro capitalino, el galo Christophe Galtier.

Dejando a un lado a un Sergio Rico que actualmente ejerce como tercer o cuarto portero, la situación más preocupante es la que, sin duda, viven tres futbolistas que por su trayectoria y talento parecían contar con mayores opciones de acumular minutos y protagonismo: el zaguero Juan Bernat (29 años), el centrocampista Carlos Soler (25) y el extremo Pablo Sarabia (30).

Ninguno de ellos puede dar por asegurada su continuidad. En el caso del primero, porque su estilo de juego no parece resultar del todo atractivo para un Galtier que preferiría contar con un carrilero zurdo más vertical e intenso, es decir, más parecido al actual titular, el luso Nuno Mendes.

En el caso de Sarabia, el preparador considera que, pese su compromiso y calidad, el madrileño no está capacitado para convertirse en una verdadera alternativa al trío conformado por Leo Messi, Kylian Mbappé y Neymar. Pese a ellos, su salida en enero está casi descartada, aunque ambas partes volverán a estudiar la situación en unas semanas.

Las dudas con Soler tienen que ver con su forma de entender el juego. El ex del Valencia ha dejado detalles siempre que ha tenido la oportunidad de saltar al verde, pero también ha evidenciado que su fútbol es más pausado del que actualmente exhibe el PSG. De hecho, tanto el citado Galtier como el asesor Luis Campos le han invitado ya a ser más competitivo e intenso, una recomendación que, de no ser escuchada, podría dar pie a un adiós antes de lo esperado.