Escandalosos fallos en el arbitraje de Argentina: Los penales no cobrados en el Boca – Huracán

La habitualidad de las polémicas en los arbitrajes del futbol argentino son cada vez más, y por obvias razones, el encuentro entre Boca 0-1 con Huracán en la Bombonera (que finalmente no pareció condicionar el juego por el estado del campo) también hubo ese tipo de situaciones, con dos penales, uno por equipo, no cobrados en manos del arbitraje de Nicolás Lamolina.

La primera, en el primer tiempo. Marcos Rojo y Tobio se venían tomando en la previa de un córner en favor de Huracán. El arbitro ya los había advertido y cuando comenzó la jugada y la pelota estaba en movimiento, se vio claramente el brazo de Marcos directamente a la cara del jugador del Globo, que rapidamente termino en el suelo, pero a pesar de eso, el juez dejo seguir el juego.

En el segundo tiempo se invirtieron los roles y el perjudicado fue Boca. Otra vez, con los mismos protagonistas; se venían agarrando, con el árbitro nuevamente mirándolos de cerca. Con el balón en juego, el ex Manchester United intentó desmarcarse de la toma de su rival, quitándoselo con mayor fuerza. Casi un empujón, y ante eso, para evitar perderlo, el 2 de Huracán lo agarró fuertemente de una de sus mangas y se la terminó arrancando, aunque en una nueva oportunidad, Lamolina no cobró nada.

A pocas fechas de que llegue al futbol argentino la implementación del VAR- que ya había generado polémicas del porque habilitarlo con el torneo ya empezado y no desde el comienzo- el arbitraje no deja de generar polémicas; y aunque se espera buenas respuestas con el video arbitraje, no hay que olvidar que son los mismos árbitros los que toman la decisión final, y si no pueden ver fácilmente las faltas, es difícil que la herramienta sirva de justicia.