La cifra que expone a Ter Stegen en Barcelona

Lo de Marc-André Ter Stegen no son los penaltis. El último gol que encajó en Liga el cancerbero azulgrana fue desde los once metros en el partido contra el Espanyol (1-1). Aún se le resisten más en el torneo de la regularidad pues, como muestran las estadísticas, el meta solo ha conseguido parar dos en esta competición desde que fichó por el Barcelona en 2014.

En el choque contra el Intercity en los dieciseisavos de final de Copa del Rey, Xavi optó por dar descanso a Ter Stegen. En su lugar salió bajo palos Iñaki Peña, pues este suele ser un torneo en el que colocar a los menos habituales.

Aprovechó Ter Stegen para ver el partido desde lejos y seguro que le sirvió para recapacitar sobre lo que hizo mal en el último contra el Espanyol. En el derbi, que terminó 1-1, el gol de los ‘pericos’ llegó en el 73′ desde los onces metros, cuando el Barcelona iba ganando por 1-0 desde el 7′ gracias a una diana de Marcos Alonso.

Y es que los penaltis se han convertido en una pesadilla para Ter Stegen pues desde que llegó al Camp Nou no se le han dado bien las penas máximas. Todo lo contrario: solo dos ha parado desde 2014 en LaLiga. Uno le paró a Maxi Gómez y otro a Roger Martí. Ninguno más ha atado en el torneo de la regularidad.

En total, a Ter Stegen le han chutado 40 penaltis entre todas las competiciones. De todos ellos, solo ha conseguido parar 10. Traducido, el alemán solo es capaz de parar un 25% de los tiros que llegan desde los once metros.

Una realidad que contrasta, rememora esta misma fuente, con lo bien que empezó en el FC Barcelona, pues en las tres primeras temporadas logró atajar tres de los cuatro primeros penaltis que le chutaron Agüerzo, Dzeko y Dembélé. De aquí a que acabe el curso, Ter Stegen tiene deberes. Para que el Barça salga campeón, el meta debe mejorar a la hora de parar penales.